MéxicoSerenity Marie Solano era una joven hermosa, tenía apenas 23 años de edad cuando fue asesinada, era originaria de Estados Unidos, estaba embarazada y era madre de una pequeña niña de 5 años.

El 9 de junio de 2017 fue brutalmente asesinada por Erick Uriel Solano, de 25 años de edad, su esposo. A las 09:10 horas, autoridades de Matamoros, Tamaulipas recibieron una llamada que les alertaba sobre la presencia de un cuerpo sin vida en el cauce del Arroyo del Tigre.

En el lugar encontraron el cuerpo de Serenity, estaba boca abajo, tenía claras señales de violencia, principalmente el rostro y cuello, producidas por un arma blanca y su cuerpo había sido lanzado desnudo. 

A la misma hora del hallazgo, autoridades de la Policía Federal fueron alertados sobre un choque en el sentido que sobre la carretera a Ciudad Reynosa a la altura del Ejido las Rusias. Una camioneta negra se había impactado contra un poste de alumbrado público y en el interior había un hombre y una bebé lesionados.

En la averiguación previa los agentes ministeriales señalaron haber rescatado a la menor debido a que el padre tenía a la menor del cuello y amenazaba con asesinarla, ya que su esposa, le había sido infiel.

Luego de 24 horas de investigación solamente se le pudo culpar de filicidio en grado de tentativa, el feminicidio de Serenity había quedado impune por un error de la autoridades de Tamaulipas.

Erick Uriel Solano habría traído a su esposa Serenity a la fuerza para México, y tenía planeado vivir en Cancún, le robó 7 mil dólares a su padre y una camioneta, tras el hurto su papá puso una denuncia por lo cual ya no podía regresar a Estados Unidos.

Hoy se sabe que Serenity Marie Solano era víctima de violencia física y psicológica,  era golpeada constantemente a pesar de estar embarazada y en presencia de su pequeña. Erick estaba enfermo de celos, se ponía agresivo. El 9 de junio comenzó a discutir con la joven, comenzó la pelea bajo un puente en la carretera Matamoros- Ciudad Victoria, le reclamó a Serenity sobre el embarazo, pensaba que el hijo que esperaba no era de él. 

La asesinó de diecinueve puñaladas, luego arrojó el cuerpo desnudo y acuchillado de la camioneta.

El pasado 1 de mayo, Erick Uriel fue detenido en Pachuca, Hidalgo, cuando dos mujeres lo denunciaron por actitud sospechosa, perseguirlas y amenazarlas. Fue trasladado a Matamoros, donde un juez lo vinculó a proceso por feminicidio y aborto en agravio de su esposa e hijo.

Uno de los investigadores del caso señaló que la hija de Serenity quedó bajo el cuidado de su suegra, (ya que sus padres eran adoptivos), está pagando a un abogado para que su hijo salga libre.

VO