México. Una niña de 4 años de edad se alejó de su casa a plena luz del día y fue encontrada horas después en una zona boscosa, llorando y culpando a alguien que se la había llevado.

Un supuesto duende, en Dagua, en la zona del Valle del Cauca,  un pequeño pueblo ubicado al sudoeste de Colombia, se la había llevado.

La menor no había sufrido ningún contratiempo, no estaba agredida, solo hablaba de “ese niño”, por lo que ña comunidad le atribuye esto a un duende.

La menor fue llevada a un centro asistencial donde los médicos indicaron que su estado de salud es bueno por lo que fue dada de alta y ya se encuentra en compañía de su familia.

Según los habitantes de Dagua, los duendes no solamente molestan a los niños, sino que también los cultivos, el ganado y les hacen trenzas a los caballos.

Con información de Abriendo Brecha

VO