México.  Los grupos criminales no se tientan el corazón al momento de asesinar a alguna persona por no pagar el llamado ‘derecho de piso’.

Uno de los casos más recientes, es el asesinato de tres tortilleras en Celaya, Guanajuato, quienes se habían manifestado en contra de las extorsiones a las que estaban sometidas.

Solo unas horas después, sujetos armados ingresaron al negocio La India y mataron a Virginia, Linda y Cecilia.

Más tarde en la colonia Vergel otra tortillería fue atacada a balazos dejando solo daños materiales.

Otros caso similar ocurrió en Toluca, Estado de México, donde un sujeto identificado como Enrique “N” asesinó a una mujer comerciante por no pagar “la cuota”.

Se dio a conocer que el sujeto arribó al negocio ubicado en Santa María Totoltepec a cobrarle a la víctima, pero al no ceder, sacó un arma y le disparó para luego huir en una motocicleta en compañía de su cómplice.

En Guerrero, dos mujeres fueron asesinadas en las inmediaciones del mercado de Las Cruces en Acapulco.

El primer caso ocurrió el pasado 18 de diciembre cuando una vendedora de pescado fue ultimada a tiros. Cuatro días después una mujer de 62 dedicada a la venta de santería también fue asesinada. Ambos crímenes perpetuados por extorsionadores.

Estos son solo unos ejemplos de lo que enfrentan miles de empresarios que ven afectadas sus ganancias ante la criminalidad que le exige dinero ya que han encontrado en el cobro de piso una forma de ingresos muy redituable.

PE