México. Alberto Mattar de 75 años de edad se manifestó de una peculiar forma contra la prostitución en Argentina, el hombre se colocó una tanga y comenzó a caminar por las calles.

El hombre reclama a la policía de San Juan, Argentina, por la prostitución de transexuales que hay en el sector en el que vive; el hombre salió de su casa con su maletín y vistiendo una tanga roja, calcetines y zapatos, nada más.

El hombre dijo que no hubo de otra, ya que ha puesto más de 500 quejas a la policía por la aparición de sexoservidoras en su localidad.

Su protesta provocó que lo detuvieran por unas horas y deberá pagar una infracción, pero lo curioso es que el titular del juzgado es su hermano menor.

Mattar dijo que lo volvería hacer a pesar de lo incomodo de caminar con la diminuta prenda.

Con información de Milenio

IN