México. Fue maltratada, golpeada, humillada y lastimada física, mental y emocionalmente. soportó todo porque tontamente creyó que él cambiaría por el amor que supuestamente se tenía.

Un día vio su cuerpo con moretones, hinchado, golpeado, enrojecido, pero lo amaba, lo quería, tenían un hijo. Él cambiaría para formar la familia que siempre había soñado y este sólo era un pequeño sacrificio.

No vivían juntos, a pesar de que ya tenían un hijo de 3 años. Siempre vivió en casa de su papás, pero los insultos comenzaron y la violencia no paró ahí, pero “él cambiaría, sí, él tenía que cambiar, porque me ama y yo a él”. Luego vivieron juntos durante poco más de un año y las golpizas cada vez eran más duras.

La maltrataba frente a sus amigos y aún así estaba sumergida en un ilusión. El pasado 10 de abril las cosas llegaron a un límite que sobre paso todo. El sujeto la golpeó con toda su fuerza ese miércoles. La golpeó de una manera tan violenta que no se dio cuenta que le había pegado en la cara, pero eso no fue lo peor. Tomó un cuchillo y se lo enterró. Se lo clavó en la rodilla izquierda y la cortó. 

Tuvo que ser trasladada al hospital donde tuvo que recibir siete puntadas por la herida. Los golpes que había causado en el alma eran demasiado profundos. Hoy denunció a través de redes sociales que no aguantará más, dijo basta. Se rompió su ilusión y no tendrá miedo de denunciar al hombre que por tanto tiempo le hizo tanto daño.

Aunque hasta el momento no ha dado a conocer su nombre, ni el de se agresor asegura que hará justicia.

Con información de Los Machos nos matan en México 

VO