México. A una semana de que El Betito, líder de La Unión, regresara al reclusorio Oriente en la Ciudad de México, los secuestros, extorsiones, levantones y muerte se han incrementado en zonas como Tepito, Morelos, Roma, Condesa y Polanco.

A pesar de estar recluidos, El Betito y El Pistache siguen extorsionando y apoderándose de las calles de la colonia Centro.

Según testimonios de comerciantes de la zona, relatan que sigue la invasión de las paredes de estas calles y su poder en vez de disminuir se ha incrementado de tal forma que cobran hasta 15 mil pesos por metro cuadrado.

Los locatarios buscan que la Jefa de Gobierno y la Secretaría de Seguridad Pública  tomen cartas en el asunto y den una solución a esta ola de violencia.

Con información de La Prensa

IN