México. En una revisión por los Hoteles de la Ciudad de México después del sismo de 7.2 grados con epicentro en Pinotepa Nacional, Oaxaca se pudo observar que el temblor no respeta nada. Pues algunos de los que estaban inspirados, pues salieron “echando pata” a la calle.

DEJA UNA RESPUESTA

Escribe tu comentario
Escribe tu nombre